Zen y Psicoterapia en la línea Dürckheim, para aprender a vivir lo cotidiano con plenitud y alegría